¿Cuál es el papel de un abogado?

Un abogado es a veces referido como un abogado en la ley o un consejero. Esta es una persona que ha pasado muchos años aprendiendo sobre la ley y ha obtenido una licencia para practicar la ley. Como funcionario de la corte, es responsabilidad del abogado establecer una relación de confianza con su cliente y representar al cliente a la mejor de la capacidad del abogado.

¿Por qué se necesitan abogados?

La respuesta puede ser más fácil de entender si se consideran los muchos papeles del abogado. Un abogado puede ser considerado como un portavoz contratado para hablar por un cliente para resolver un conflicto. Un abogado a menudo puede comunicarse más eficazmente que el cliente porque el abogado no está emocionalmente involucrado en la disputa y ha sido entrenado para buscar formas de resolver una disputa usando el conocimiento legal que él o ella ha ganado. La principal responsabilidad y desafío del abogado es para su cliente.

El abogado debe desempeñar a veces el papel de un adversario. El oponente del abogado en la sala de audiencias se llama el abogado contrario. Mientras que el abogado debe permanecer respetuoso del abogado de oposición, deben también celosamente representar la posición de sus clientes.

Un abogado es a veces llamado a desempeñar el papel de asesor o consejero para ayudar a los clientes con problemas como el divorcio, las relaciones entre padres e hijos, la redacción de testamentos, la elaboración de contratos y otros Cuestiones. En este papel, el abogado debe tratar de satisfacer los deseos del cliente, mientras que proporciona consejos prácticos para lograr su objetivo. A menudo, el abogado sirve como un negociador que trabaja con el cliente, así como el lado opuesto para encontrar la mejor manera de resolver un conflicto. Este es un papel difícil, ya que el abogado debe ser capaz de encontrar compromisos y saber el momento adecuado para presentar estos para llegar a la mejor solución para el cliente. La negociación es una habilidad que requiere experiencia y paciencia por parte del abogado.